Cómo aprovechar la tecnología FreeSync con una gráfica Nvidia

Las medianamente nuevas tecnologías AMD FreeSync y Nvidia G-Sync nos permiten sincronizar la salida de fotogramas de la tarjeta gráfica y el monitor optimizando considerablemente el rendimiento.

AMD creo la tecnología FreeSync en 2014 para competir con la innovadora G-Sync de Nvidia lanzada un año antes. Ambas hacen más o menos lo mismo: Sincronizar la salida de fotogramas de la GPU con la entrada del monitor, optimizando la visualización y eliminando el tearing.

Son una alternativa mucho más eficiente a la sincronización vertical por software que traen la mayoría de juegos.

¿Cuál es la diferencia entre G-Sync y FreeSync?

La principal diferencia entre ambas es el precio. FreeSync, como su propio nombre indica, es gratis. AMD liberó las patentes de su tecnología nada más sacarla. De esta forma los monitores que usan FreeSync apenas tienen un aumento de precio. Las pantallas que emplean G-Sync, en cambio, son considerablemente más caras.

Por lo demás ambas tienen más o menos los mismos beneficios.

¿Cuáles son esos beneficios?

Con esta tecnología conseguirás acabar con el efecto tearing, que hace que se muestren fotogramas intercalados verticalmente en la pantalla. Además, al estar sincronizados la gráfica y el monitor, evita que se pierdan fotogramas “por el camino”. Siempre que los hercios del monitor lo permitan, lo que verás en la pantalla será el total de fotogramas que tu equipo sea capaz de procesar.

No conseguirás más fotogramas por segundo. Pero sí se mostrarán en la pantalla todos los que dé tu ordenador y tendrás unos gráficos considerablemente más fluidos.

¿Cómo activar FreeSync usando una tarjeta gráfica de Nvidia?

Nvidia comenzó a dar soporte para FreeSync de AMD en 2019. Si tienes los controladores actualizados deberías de tener la opción disponible en el panel de control.

Lo primero de todo es asegurarte de que tu monitor dispone de soporte para esta tecnología. De lo contrario no hay nada que hacer salvo adquirir uno nuevo.

Si tu pantalla es compatible, debería de tener una opción en su menú para activarlo. Hazlo.

Configuración FreeSync en monitor LG.
Opción para activar FreeSync en un monitor LG.

Una vez hecho esto, abre el panel de control de Nvidia. En él, accede a “cambiar resolución” y ajusta la frecuencia de actualización al máximo que te permita tu monitor.

Después, accede a “Configurar G-SYNC” en el menú de la izquierda y marca la opción “Activar G-SYNC, compatibilidad GSYNC”. Elige la opción a pantalla completa.

Más abajo, selecciona tu monitor principal y marca “Active la configuración para el modelo de pantalla seleccionado”.

Configuración

Sólo queda pulsar en aplicar, y ya debería de estar todo listo para sacar todo el provecho a la capacidad gráfica de tu equipo.

Para que funcione es necesario jugar a los juegos en pantalla completa. No funcionará ni en ventana ni en ventana sin bordes.

Compartir:

Entradas recomendadas:

close

¡HOLA!
¿NOS SIGUES?

¿O quizás quieres suscribirte?

Cada semana te mandaremos un mail con todas las noticias y novedades sobre Gaming en PC que hayamos recogido en la web.

¡No enviamos spam! Lee nuestra política de privacidad para más información.